11 octubre 2014

von Arnauld, el más letal "cazador de navíos"

Portugal redescubre a von Arnauld, el más letal "cazador de navíos"
Portugal redescubre a von Arnauld, el más letal "cazador de navíos"
Pocos sabían que hace casi un siglo el alemán von Arnauld logró hundir cuatro navíos cerca de la soleada costa del Algarve portugués. Esta y otras historias sobre la Primera Guerra Mundial salen ahora a la luz gracias a unos trabajos arqueológicos que se están efectuando en aguas lusas.
A solo tres años de que se completen los cien años del documentado hecho, la Marina portuguesa se ha afanado en recuperar restos de embarcaciones que aún yacen en el fondo del mar de la costa lusa de Sagres.
A remolque de estos trabajos iniciados el pasado septiembre y que acabarán en 2018, han florecido historias como la de Lothar von Arnauld de la Perière, quien un 24 de abril de 1917 llegó a interceptar dos navíos noruegos, uno danés y un velero italiano al mando de un U-35.
Gracias a esta y otras conquistas, von Arnauld (1886-1941) está considerado, hasta el día de hoy, como el comandante de submarinos más exitoso de la historia, con casi dos centenas de embarcaciones hundidas.
La relación entre los restos de navíos existentes en la costa de Sagres y las embarcaciones hundidas durante la guerra (1914-1918) fue sugerida hace 10 años por el historiador Paulo Costa.
El objetivo del actual proyecto consiste en separar el trigo de la paja para identificar qué pecios corresponden a los "trofeos" del comandante alemán y cuáles no.
"Tenemos que investigar y caracterizar los restos con un grado de seguridad suficiente", declaró a EFE el historiador Jorge Russo, uno de los coordinadores del proyecto.
El velero italiano Bienaimé Prof Luigi, encallado a unos 650 metros de profundidad, es uno de los que plantea más interrogantes por la ausencia de restos inequívocos.
Russo contó que el velero pudo caer de una profundidad menor, en una meseta acuática, a otra más profunda.
"Encontramos tres anomalías geofísicas que pueden sugerir que el velero estuvo en el área", señaló Russo.
También se halló una estructura de madera que puede haber pertenecido al velero.
El SS Nordsöen, uno de los navíos hundidos en el mismo día, ya fue identificado, mientras los otros dos, el SS Torvore y el SS Vilhelm Krag, están en vías de identificarse, aunque aún no haya datos definitivos que confirmen que fueron hundidos por el U-35.
Bajo el mando de Von Arnauld, este sofisticado aparato se situaba en Sagres por ser el punto de conexión entre el Océano Atlántico y el Mediterráneo.
Para los dos bandos de la Gran Guerra, Portugal era un espacio estratégico por su privilegiada posición geográfica.
Otro dato curioso es la existencia de imágenes de ese 24 de abril de 1917 realizadas desde el submarino alemán, gracias a un cineasta que decidió hacerlas para utilizar en una película de propaganda.
El equipo de investigación también localizó a un familiar de uno de los tripulantes del submarino, Richard Berger.
Allan Hunt, sobrino-nieto de Berger, proporcionó fotografías inéditas del día a día en el U-35, contó Russo.
"Queremos humanizar esos hechos, contar la historia de la gente que construyó y navegó en esas embarcaciones. Sin ello, no dejan de ser meros objetos", aclaró el historiador.
Uno de los resultados de la investigación será el impacto positivo en la economía local.
Sagres, pequeña localidad costera escuela de grandes navegantes lusos, puede aprovechar los escombros hallados para convertirse en un reclamo turístico.
Según Russo, el día que investigaban el SS Vilhelm Krag, conocieron a seis turistas ingleses que fueron a Portugal con el propósito de bucear cerca de las ruinas para conocer de cerca la historia del "caza-navíos" von Arnauld.
eldiario.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada