27 mayo 2017

Reparan submarino en astillero de Mar del Plata


En los Astllleros SPI del puerto local se repara el submarino ARA Salta que tiene asiento en la Base Naval local. Más de cien profesionales y técnicos fueron asignados a esa tarea. Fotos Pablo Funes
El submarino ARA Salta, perteneciente a la Armada Argentina y que integra la flota del Comando de la Fuerza de Submarinos que opera desde la Base Naval Mar del Plata, está concluyendo sus correspondientes trabajos de mantenimiento y reparación. Una vez más, estas tareas se llevan a cabo en el dique Mossdock que Astilleros SPI opera en el Puerto de Mar del Plata.


La nave militar, que cumple con actividades operativas diversas y realizando despliegues en diferentes puntos del Mar Argentino, tras el normal desgaste se vio sometida a importantes acciones de mantenimiento en el astillero argentino.


“Agradecemos la Armada Argentina por la confianza puesta una vez más en nosotros. Es muy importante para nuestro astillero y su gente aportar nuestra calidad técnica y profesional a favor de la recuperación de las capacidades operativas de una nave militar de éstas características, con funciones tan relevantes en la defensa de la soberanía marítima argentina”, manifestó la Presidente de Astilleros SPI S.A., Sandra Cipolla.
Cerca de cien obreros y profesionales calificados estuvieron dedicados exclusivamente a la reparación de éste submarino oceánico, trabajando junto a la misma tripulación del submarino oceánico en distintas actividades (pruebas de control, inspecciones, limpieza, pintura, etc.).-
fuente: Diario La Capital de Mar del Plata

Trump reveló ubicación de submarinos de EE.UU. a presidente filipino


(POLÍTICA PARA MI).-  Donald Trump reveló al presidente de Filipinas Rodrigo Duterte que Washington había enviado dos submarinos nucleares a las aguas cerca de la península coreana.
Los comentarios del mandatario estadounidense se agregan a otra revelación de información secreta que le regaló Trump a funcionarios rusos. Además, Duterte es otro líder autoritario de la lista de personalidades aparentemente favoritas del magnate.
Trump dijo a Duterte, un líder totalitario acusado de ordenar miles de ejecuciones extrajudiciales, que Washington tenía “mucho poder de fuego por allá”, según The New York Times.
El diario citó una transcripción de una llamada conversación telefónica de los dos presidentes el pasado 29 de abril.
“Tenemos dos submarinos: los mejores del mundo. Tenemos dos submarinos nucleares, que no queramos utilizarlos en absoluto “, dijo Trump a Duterte, según la transcripción de la llamada.
El recuento de la conversación fue distribuida esta semana bajo una portada que decía “Confidencial”, de la división de las Américas del departamento de Relaciones Exteriores de Filipinas.
ELOGIOS
Trump también elogió a Duterte por hacer un “trabajo increíble con el problema de las drogas”, lo que ha suscitado muchas críticas en Occidente.
Casi 9 mil personas, en gran parte pequeños usuarios y distribuidores de drogas, han sido asesinados en Filipinas desde que Duterte asumió el cargo el 30 de junio del año pasado.
La oposición asegura que los asesinatos han sido orquestados por el propio presidente. Pero la policía dice que una tercera parte de las víctimas fueron fusiladas por oficiales en legítima defensa durante operaciones legítimas.
Durante su “amistosa conversación”, Trump invitó a Duterte para visitar la Casa Blanca.
Como era de esperar, la administración recibió una avalancha de críticas de grupos de derechos humanos tras conocerse de la invitación.
Dos funcionarios de alto rango dijeron que esperaban que el departamento de Estado y el Consejo Nacional de Seguridad, que no sabían de la invitación, levanten objeciones internamente.

Submarino de propulsión nuclear de misiles de crucero

Submarino de propulsión nuclear de misiles de crucero clase Oscar II (URSS/Rusia) 


Submarino de propulsión nuclear de misiles de cruceroSubmarino de propulsión nuclear de misiles de crucero
Los barcos de la clase Oscar II son los submarinos de ataque más grande jamás construido 


Submarino de propulsión nuclear de misiles de cruceroSubmarino de propulsión nuclear de misiles de crucero


Entró en servicio 1986 
Tripulación 107 hombres 
Profundidad de inmersión (en funcionamiento) 500 m 
Profundidad de inmersión (máximo) 830 m 
Resistencia de mar 120 días 
Dimensiones y desplazamiento 
-Longitud 154 m 
-Eslora 18,2 m 
-Calado 9 m 
Desplazamiento en Superficie 13 900 toneladas 
Desplazamiento sumergido 18 300 toneladas 
Propulsión y velocidad 
Velocidad en superficie 16 nudos 
Velocidad sumergido 28 nudos 
-Reactores nucleares 2 x? 
-Turbinas de vapor de 2 x? 
Armamento 
-24 x misiles de crucero P-700 Granit (SS-N-19 Shipwreck) 
-2 x torpedos de 650 mm y 4 tubos de torpedo x 533 mm para torpedos y misiles anti-buques 


Submarino de propulsión nuclear de misiles de cruceroSubmarino de propulsión nuclear de misiles de crucero


El proyecto Antey 949A, conocido en la OTAN como la clase Oscar II es un sucesor a la anterior clase Oscar I. De los 19 barcos previstos 11 fueron construidos en Severodvinsk. Otros tres barcos están incompletos, sin embargo, es poco probable que estas nunca se encarguen. Los submarinos activos de la clase Oscar II están en servicio en las flotas del Norte y el Pacífico. Actualmente, estos son precisamente unos de los submarinos rusos más capaces. 

El clase Oscar II tiene un casco alargado por unos 10 m, posiblemente por una propulsión silenciosa y por la actualización de los sistemas electrónicos, y una aleta ampliada, lo que mejora la maniobrabilidad bajo el agua. Estos barcos son los submarinos más grande en términos de desplazamiento y la longitud. Sólo los clase Typhoon soviéticos y los barcos de clase Ohio estadounidenses son más grandes. Sin embargo, estos siguen siendo los submarinos de ataque más grande jamás construidos. 

Estos barcos de misiles de crucero fueron diseñados para atacar a los grupos de batalla de portaaviones de EE.UU. o de las instalaciones costeras. 
El Proyecto Antey 949A es un diseño de doble casco, que comprende un casco de presión interior y exterior del casco hidrodinámico. La separación entre ambos cascos proporciona importante reserva de flotabilidad y capacidad de supervivencia mejorada contra torpedos. El casco exterior tiene una firma magnética débil, lo que impide la detección de detección de sistemas de anomalías magnéticas (MAD). La vela se refuerza la intención de romper el hielo del Ártico. 

Los SSGNs clase Oscar II están armados con 24 misiles de crucero supersónico P-700 Granit (designación OTAN SS-N-19 Shipwreck) con un rango de 550 km. Los tubos de misiles están dispuestos en dos filas con los lanzadores se colocan entre los cascos internos y externos y con una inclinación. Los misiles son lanzados, mientras que el submarino está sumergido. Una ojiva de este misil pesa 1000 kg. Bajo el acuerdo START las ojivas nucleares tratadas de estos misiles han sido sustituidos por ojivas de alto explosivo. 

Estos submarinos también están equipados con dos tubos de torpedos de 650 mm y cuatro de 533 mm, capaces de lanzar torpedos y misiles anti-buque. Estos incluyen los misiles anti-buque SS-N-16 Stallion con un alcance de 50 km, transportando ojivas torpedos nucleares o cargas nucleares de profundidad para ser utilizadas contra buques de superficie o submarinos. 
Los barcos de la clase Oscar II están equipados con una boya flotante de la antena para recibir señales de navegación por satélite, datos de designación de blancos y mensajes de radio a una gran profundidad y bajo el hielo. 

Los submarinos de esta clase son alimentados por dos reactores nucleares de agua a presión, alimentar dos turbinas de vapor. Estos grandes barcos son lentos para bucear y maniobra para, sin embargo, tienen una velocidad sumergido de unos 30 nudos, lo cual es suficiente para mantener el ritmo de sus objetivos. Sea la resistencia sólo está limitada por el suministro de alimentos. 
El famoso Kursk se había perdido con toda su tripulación en el mar de Barents en 2000. Fue uno de los primeros barcos completado después de la caída de la Unión Soviética y fue parte de la Flota del Norte rusa. 

 


Fuente:



http://fdra-naval.blogspot.com.es/2017/05/ssgn-clase-oscar-ii-urssrusia.html

Caza-submarinos grande "Severomorsk"

Caza-submarinos grande "Severomorsk" de la Flota del Norte ha completado la ejecución de tareas en el mar Mediterráneo y salió al océano Atlántico

Hoy el gran buque antisubmarino de la Flota del Norte "Saveromorsk", realizado de tareas en el mar Mediterráneo, hizo la travesía el estrecho de Gibraltar y salió al océano Atlántico.
En el mar Mediterráneo en la composición de la gran unidad operativa de la Armada de Rusia los marinos se encontraban desde finales de abril.
Durante un viaje de larga distancia, que comenzó el 15 de octubre de 2016 con la salida de la base principal de la Flota del Norte de la ciudad de Severomorsk, la tripulación realizaba la tarea en el mar Mediterráneo doble veces: en la composición del grupo naval portaaviones liderado por pesado portaviones "Almirante de la Flota de la unión soviética Kuznetsov" y acompañado del buque de salvamento "Altai" y petrolero marítimo "Dubna". A través del canal de Suez marineros rusos hicieron la travesía en el mar Rojo y, a continuación, en el océano Índico.
A continuación, marineros rusos cometieron el rastreo circular del continente Africano, después de haber estado en 10 puertos de África y Asia: Salalah (Omán), Karachi (Pakistán), Victoria (Seychelles), Dar-es-Salam (Tanzania), Pemba (Mozambique), Ciudad del Cabo (Sudáfrica), Walvis Bay (Namibia), Luanda (Angola), Malabo (Guinea Ecuatorial) y Praia (Cabo Verde).

La Armada simula en Mogán el primer rescate de un submarino civil en España

La Armada Española culminó ayer con éxito en Puerto de Mogán la primera simulación de rescate de un submarino civil que realiza en España. En el ejercicio participaron casi medio centenar de efectivos del buque Relámpago, once buceadores del Mando Naval de Canarias, embarcaciones y personal de Cruz Roja y Salvamento Marítimo así como tres helicópteros del Escuadrón 802 del Ejército del Aire. La jornada se saldó con la evacuación a tierra de 35 pasajeros de la embarcación subacuática y el rescate aéreo de otros dos heridos. La iniciativa pretende mejorar la coordinación de las instituciones con competencia en seguridad marítima para afrontar futuros siniestros en la zona turística. 
8.30 horas. Un tímido rayo de luz asoma por el Puerto de Mogán. Mientras la ciudad turística aún duerme, los pescadores de la cofradía faenan mar adentro. Aparentemente la jornada se presenta tranquila y despejada de visitantes tras el final de la temporada alta. 
9.00 horas. El submarino amarillo de Mogán, emblema de la Pequeña Venecia, calienta motores para encomendarse al primer viaje del día. A bordo cuenta con 35 pasajeros europeos y una tripulación que en sus 20 años de trayectoria jamás ha sufrido ningún percance. La embarcación se aleja lentamente a 500 metros de la costa y se sumerge a 20 metros de profundidad. Las condiciones climatológicas, con escasa corriente marina, auguran un espectáculo visual por los recovecos menos conocidos del sur de la Isla. 
9.30 horas. Las embarcación, que acompaña al submarino durante la travesía, detecta que la atracción turística se detiene de forma inesperada. El barco subacuático ha sufrido una avería en el sistema eléctrico central que deja totalmente parado el motor de arranque. El fallo técnico le impide acceder a la superficie para poner a salvo la vida de sus ocupantes. La señal de alarma llega de forma inmediata ala torre de control del puerto. Torre Mogán, como la llaman los expertos, procede a avisar sobre la incidencia al Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad 1-1-2 del Gobierno de Canarias. El órgano autonómico deriva a su vez la alerta a Capitanía Marítima, que pide ayuda para el auxilio de los afectados finalmente a La Armada. La misión de reflotar el submarino a la superficie y evacuar a los pasajeros se convierte en un nuevo desafío para el buque Relámpago, que actúa habitualmente como plataforma de buceadores en el Archipiélago. 
10.30 horas. Con Francisco García, comandante del barco, y Álvaro Calderón, comandante de la Unidad de Buceo de Canarias, al mando de la operación comienzan las maniobras de rescate. El buque se aproxima a toda velocidad a las aguas de Mogán desde la Base Naval de Las Palmas de Gran Canaria. A su llegada a las coordenadas indicadas por el resto de administraciones, la cuadrilla de buceadores se prepara para alcanzar en zódiac el siniestro y sumergirse al fondo del Océano. Los 45 efectivos de Relámpago evalúan la magnitud de la emergencia desde el puente de mandos. A priori la incidencia no presenta gran complejidad. La Armada cuenta con el refuerzo del buque polivalente Miguel de Cervantes de la Sociedad Estatal de Salvamento Marítimo (Sasemar) y otra embarcación de Cruz Roja para asumir con éxito semejante desafío. La profundidad en la que se localiza el siniestro tampoco supone un agravante en la operación. Sin embargo, los "imprevistos" que pueden surgir durante las maniobras obligan a diseñar un Plan B desde la cabina de control. 
11.30 horas. Los buceadores se sumergen en el agua y colocan cuatro grandes globos en la estructura del submarino. Posteriormente les inyectan aire en el interior de forma paulatina, de forma que el submarino asciende hacia la superficie de forma controlada. Los 35 pasajeros no presentan lesiones físicas al salir de la nave, pero el pánico y la ansiedad se apoderó de los más débiles. Los 35 turistas llegan a tierra, donde les espera personal médico, por vía marítima. Sin embargo, dos de los buceadores sufren un ataque de presión al ascender bruscamente al nivel del mar. Ante ambas incidencias, el Ejército del Aire envía tres helicópteros a Puerto de Mogán. 
12.30 horas. Zafarrancho de vuelo. El Super Puma del Escuadrón 802 de Gando evacua del submarino a uno de los buceadores y lo traslada a tierra, donde sus pulmones recibirán "oxígeno puro" en el interior de la denominada cámara hiperbárica. Sin embargo, su compañero ha corrido con menos suerte durante la misión y necesita ser atendido de inmediato en un centro hospitalario. La capitán Concepción Santarromana y su compañero Crespo trasladan en camilla al herido desde el buque Relámpago al hospital más cercano. 
13.30 horas. Un público integrado por alumnos del Programa de Formación en Alternancia con el Empleo (PFAE), de la rama de socorrismo de Arucas y Guía, despiden con un baño de aplausos a bordo del buque de La Armada a los profesionales que han intervenido en la emergencia. El simulacro, bautizado como MARSEC-17, culmina con nota de sobresaliente en un escenario completamente nuevo para La Armada. 
Hasta el momento La Marina solo había ensayado para estos supuestos en submarinos militares. La operación timoneada ayer en aguas moganeras por Relámpago demuestra una vez más que la seguridad en el sector turístico de Canarias está garantizada.