21 mayo 2016

Medios ingleses 'culpan' de los disparos de bengalas al capitán del submarino americano

"La Marina Real británica disparó bengalas de advertencia a una patrullera de la Guardia Civil que intentó interrumpir la llegada de un submarino americano al Peñón debido a la presión del capitán de éste último para que actuara". Esa es la tesis que sostiene el diario británico Daily Express sobre uno de los incidentes que más han dado que hablar en los últimos meses. De hecho, ha tenido múltiples versiones, desde calificarlo como una incursión en lo que las autoridades yanitas consideran como aguas territoriales británicas, no reconocidas por España, hasta esa versión acerca de los disparos que surgió 19 días después de que se produjeran los hechos. 

De hecho, hasta el momento, las propias autoridades gibraltareñas sostenían que había sido una de sus embarcaciones, en concreto la HMS Sabre, la que disparó bengalas de advertencia, "porque la embarcación de la Guardia Civil navegó dos veces en la parte delantera de la trayectoria del submarino". 

La versión que recoge el Daily Express, apunta a "un alto rango no identificado de la Royal Navy quien esgrimió el informe realizado del incidente en el que se asegura que Estados Unidos tiene protocolos muy estrictos de seguridad en sus submarinos. El rotativo londinense recoge las declaraciones del Almirante Lord West, quien reconoce que "los submarinos son inmanejables cuando se encuentran en la superficie" y que la maniobra de la patrullera era "estúpida". 


Fue esta cercanía del buque de la Guardia Civil, la que provocó la reclamación del capitán del submarino USS Florida a la patrullera de la Marina Real de Gibraltar, para que procediera a realizar esos disparos de advertencia a la misma para que no interrumpiera su maniobra de entrada al puerto.


europasur.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada